Wednesday, August 19, 2015

Murió la viuda de Jesús Bermúdez



Muy cerca de cumplir 111 años y esperando a un hijo que nunca llegó, Alicia Tobar Loayza, viuda del notable arquero orureño Jesús Bermúdez, murió en La Paz, donde desde desde el 23 de febrero de 1993 vivía en el hogar “María Esther Quevedo”, dependiente del Servicio de Gestión Social.

La información fue difundida esta mañana, aunque aún se desconocen los motivos del deceso de la anciana, cuya cédula de identidad registra el 15 de septiembre de 1904 como su fecha de nacimiento, en el departamento de Oruro.

Tobar fue pareja del guardameta que integró la selección nacional en el Mundial de Uruguay de 1930 y cuya figura se ha perpetuado con el estadio que lleva su nombre en la capital orureña.

El 22 de septiembre de 2014, poco después de haber cumplido 110 años, habló con el suplemento Marcas de La Razón en el hogar donde se encontraba internada y recordó varios pasajes de su vida con Bermúdez.

“‘Bermúdez, Bermúdez, Bermúdez’ decían los chicos cuando lo veían por la calle, iban por su detrás. Todos me lo querían, me lo estimaban y él era muy bueno. Las chicas le llevaban regalos a la casa, me dejaban camisas, yo les decía que no era su esposa, sino su inquilina y recibía los encargos para él”, dijo entonces.

Contó que “jugaba en la esquina de la 6 de Octubre”, un espacio donde ahora es el Parque de la Unión en Oruro y, aunque no recordaba en qué equipos militaba, dijo que cuando tenía 16 años su padre, quien era jefe en la estación de ferrocarril, murió y que la familia Bermúdez la llevó a su casa. “Vivía en la calle La Paz, en la (plaza) de la Ranchería, y Jesús Bermúdez y su familia pasaban siempre por mi puerta, allí me conocieron y cuando murió mi padre me llevaron a su casa”.

No hay registro de la boda, pero Tobar mencionó en la entrevista con Marcas que se casaron antes de que su esposo marchara a la Guerra del Chaco. “Nada de festejos, nos casamos y se fue a la guerra, y yo me quedé con mi madre. Volvió herido”.

Después del conflicto, el golero siguió jugando, lo hizo hasta poco antes de fallecer en diciembre de 1941 “de una maligna enfermedad”, según la revista Historias Orureñas. Su unión dio nacimiento a cuatro hijos, “tres murieron pequeños” y el cuarto se marchó a Argentina. “Se fue porque consiguió trabajo allí”. Doña Alicia nunca más lo volvió a ver.


No comments:

Post a Comment

Compra tu Quirqui

Compra tu Quirqui
Click sobre la Imagen

Popular Posts